Saltar al contenido
Adicciones

Adicciones Online

adicciones online

La adicción por definición es una enfermedad sistémica emocional, dado que no solo afecta a la persona adicta sino también a su círculo más cercano, también pudiera existir un importante componente genético en quien la desarrolla. El abuso de sustancias o la existencia de conductas compulsivas modifica la estructura y el funcionamiento del cerebro, ocasionando un desgastante desequilibrio mental, hasta llegar a un deterioro físico de magnitudes incalculables.

Dentro de las conductas no apropiadas se puede considerar aquellas que en sí mismas no serían catalogadas como no saludables, pero que al ser reiterativas se tornan perjudiciales, tales como: anorexia, bulimia, comer compulsivamente, trastorno dismórfico corporal, codependencia, adicción al sexo, adicción a las compras, adicción al juego, adicción a la tecnología, adicción al trabajo, entre muchas otras.

La adicción está catalogada como una perturbación (según la OMS), se trata de una alteración en el desempeño normal del organismo, en la mayoría de los casos se debe a fuentes multifactoriales manifestadas en síntomas y signos característicos cuyo progreso es predecible.

¿Cómo y por qué se producen las Adicciones?

Existe todo un proceso en el desarrollo de la adicción, entendiendo por ellas el intento de una persona de autogestionar sus sentimientos o sus vivencias personales mediante el uso de comportamientos inapropiados o consumo de sustancias inadecuadas.

Si bien al comienzo la persona siente que tiene el control sobre las sustancias que consume, a medida que la relación se intensifica la conducta se perpetúa, es ahí donde la adicción toma total protagonismo.

Nace como una conducta no beneficiosa mientras la persona está consciente de las consecuencias negativas que podría generar, tanto en lo interno como hacia el mundo exterior, sin embargo, los estímulos para seguir desarrollando dicha conducta serán los efectos de placer que irán apareciendo paulatinamente y en mayor proporción, haciéndose tan gratificante que atrapan todos los sentidos del afectado.

Cuando esta perturbación hace acto de presencia no se tiene ningún tipo de control, ya que los pensamientos solo se enfocan en esa dirección negativa, lo que hace imposible sacarlos de la mente, acarreando que las personas en tal ambiente hagan lo que sea para proveerse y llevar a cabo las veces que sea dicha acción.

Existen adicciones a cualquier comportamiento que resulte insano y comience a producir trastornos conductuales, apoderándose de la mente, lo cual implica la realización de una acción determinada, como ingerir alcohol, comer, hacer ejercicio, todo en forma acelerada y desproporcionada. También hay variadas sustancias con las que se puede crear adicción, como el alcohol, tabaco, marihuana, cocaína, heroína, anfetaminas, metanfetaminas, anestésicos, entre otras

Niveles de Adicción

Existen varios niveles para detectar este tipo de alteraciones y así poder tratarlas con eficacia, siendo estas de tipo:

  • Primaria, que necesita de la inmediata intervención médica, porque irá en aumento mientras no tenga el tratamiento adecuado.
  • Incurable, debido a que se necesitará de por vida un tratamiento adecuado.
  • Mortal, dado que este tipo de conductas inapropiadas podría acabar con la vida de las personas.

Cuando se está en etapa experimental la persona guiada por la curiosidad se ánima a probar una droga, pudiendo posteriormente continuar el consumo o interrumpirlo. El compromiso con la droga es bajo, se consume los fines de semana y en oportunidades casuales, no existe deterioro laboral, social o familiar, por ende, no se presentan episodios de intoxicación. El consumidor sólo busca un cambio de sensaciones, sin embargo, toda droga genera dependencia física o psíquica progresivamente y es fácil caer en el abuso.

Al pasar a la etapa del abuso, el uso se hace regular durante casi todas las semanas y hay episodios de intoxicación. Con el alcohol, una intoxicación es cuando ya se presentan resacas y lagunas mentales, por su parte, la droga va dirigiendo sucesivamente la vida del adicto, su estado de ánimo es cambiante.

Con la adicción, la relación de amigos se rompe, comienzan las dificultades académicas y laborales, la búsqueda de la droga se realiza de forma compulsiva. Termina convirtiéndose en una enfermedad cerebral caracterizada por un comportamiento obligatorio y abuso sostenido, a pesar de las consecuencias negativas.

En el nivel de adicción extremo se perturba al entorno familiar y amigos más íntimos, afectando a un número importante de personas, como podrían ser los padres, parejas esposo/a, hermanos, hijos y amigos.

Psiquiatra, el Especialista en Adicciones

Para entender mejor hay que ponerse en manos de los especialistas, quienes te podrán explicar a detalle que son dos enfermedades en una, la enfermedad física y la enfermedad mental.

La enfermedad física consiste en desarrollar una sensibilidad a las sustancias con el paso del tiempo, ya sea el alcohol o las drogas, esta provoca que el adicto al tomar la sustancia no pueda dejar de consumirla y vaya intoxicándose cada vez más.

El adicto tendrá un consumo incontrolable sin importarle las consecuencias, como la pérdida de su familia, trabajo, bienes de cualquier naturaleza e incluso hasta la perdida de la vida.

El trastorno mental se caracteriza por episodios continuos o periódicos de descontrol. La adicción se va volviendo más fuerte, especialmente cuando se niega el padecimiento de la enfermedad.

Diagnóstico de Adicciones

  • La adicción puede llevar a una muerte anticipada.
  • Es la consecuencia y la causa de otros problemas físicos y mentales.
  • Tiene un impacto perjudicial en la química neuronal del cerebro.
  • Suele co-existir con otros desórdenes.
  • Termina por destruir al individuo, a las familias y a las comunidades, infligiendo en el proceso una gran cantidad de daños sociales y a la salud.
  • Afecta a todo tipo de culturas, clases sociales y orígenes étnicos.
  • Es muy difícil que un individuo por si solo se recupere de la adicción.

La recuperación es posible, aquéllos que han estado a punto de quedar destruidos por la adicción han sido capaces de encontrar un camino hacia una nueva vida.

Consecuencias de las Adicciones

Los efectos de cada droga y/o comportamiento son diferentes, así como su potencial adictivo. El desarollo de un adicto puede variar y las consecuencias de sus acciones también, la enfermedad, sin embargo, tiene una base de conductas comunes que las personas adictas comparten.

Todas las manifestaciones de la adicción, en mayor o menor plazo de tiempo, tienen derivaciones destructivas en la vida de las personas, a medida que la enfermedad progresa, otras actividades en comparación parecen menos agradables o intolerables, porque no refuerzan el circuito del placer cerebral con el mismo impacto.

A partir de ahí, las drogas o los comportamientos adictivos se convierten indispensables para que el consumidor pueda sentirse mínimamente normal y pueda funcionar o sobrevivir en su vida diaria, necesita consumir para vivir. En estados finales de la adicción la funcionalidad se reduce al mínimo y el afectado acaba con sentimientos de soledad, vergüenza, deseos de morir o en lugares como hospitales o la cárcel.

La gravedad de la afección y el alcance de las consecuencias para el adicto y su entorno familiar, es proporcional al tiempo que dure el proceso de adicción activa.

Es denominada como una enfermedad primaria que afecta al cerebro, constituida por un conjunto de signos y síntomas característicos.

Es crónica con factores genéticos, psicosociales y ambientales que influencian su desarrollo y manifestación.

Las adicciones son progresivas y fatales, esto significa que el padecimiento persiste a lo largo del tiempo, y que los cambios físicos, emocionales y sociales son frecuentemente acumulativos y prosperan mientras el uso continúa, llegando a provocar la muerte.

Dependencia

Para poder hablar de dependencia física y psicológica las personas presentan tres o más de los siguientes episodios en un período de 12 meses:

  • Fuerte deseo o necesidad de consumir la sustancia.
  • Dificultades para controlar dicho consumo.
  • Síndrome de abstinencia al interrumpir o reducir el consumo.
  • Abandono progresivo de intereses ajenos al consumo de la sustancia.
  • Persistencia en el uso de la sustancia a pesar de percibir de forma clara sus efectos perjudiciales.

Lista de Adicciones

Existen muchos tipos de adicciones, algunas son tan particulares que solo afectan a un grupo reducido de personas, es factible que esto se deba a que se producen no solo por la composición de ciertas sustancias que llevan a una adicción química o física, sino también por factores psicológicos que empujan a las personas a depender de un hábito o sustancia para estar en equilibrio.

Estas son algunas de las adicciones más frecuentes:

  • Los juegos de azar y apuestas, la adicción al juego es una típica necesidad social y psicológica, en la que no media una sustancia química. Se caracteriza por ser polémica y difundida en todo el mundo.
  • Relajantes y somníferos, en ocasiones son la mejor alternativa para sentirse tranquilo y conciliar el sueño. Es fácil generar dependencia hacia estos productos.
  • La nicotina es una de las sustancias más adictivas.
  • Prozac, antidepresivo que genera dependencia.
  • Calmantes, causan adicción lentamente y casi son imperceptibles, estas sustancias son consideradas como adictivos silenciosos.
  • Alcohol, difícil detectar esta adicción, porque no es sencillo establecer el límite entre el consumo social y el adictivo. Como el consumo de alcohol es socialmente aceptado y habitual, es difícil que el adicto sepa reconocer que hace uso desafortunado de bebidas alcohólicas.
  • Drogas legales, con este nombre se asocian a aquellos productos como hierbas, compuestos químicos sintéticos y gases, como el óxido nitroso, que todavía no son considerados ilegales y cuyo consumo no está controlado, no obstante, son consumidos por algunas personas como sustancias psicoactivas.
  • Sexo, una de las adicciones más comunes de lo que se cree, en algunos países afecta al 60% de la población.

Prevención a las Adicciones

No todos los consumidores se vuelven adictos, ya que no todo el que inicia un hábito acabará descontrolándose. Algunas personas pueden consumir drogas sin ser finalmente dependientes.

Se han estudiado varios factores que pueden incidir en el aumento de probabilidad de que una persona se vuelva adicta y cuáles son las vías para protegerla de ello. Principalmente se habla de factores genéticos o ambientales, los cuales ejercen una influencia equivalente en el individuo, siendo en algunos casos los genéticos ligeramente predominantes.

Hay que destacar, además, que ambos interactúan entre sí, esto es observable en personas que actúan como adictos desde la primera toma, mientras que otras tardan mucho más, de hecho, los factores explican por qué se producen diferentes efectos de una misma droga en diferentes personas.

La estimulación de la actividad adictiva se produce a través de dos planos: el fisiológico, donde se logra una recompensa que se puede ver predominantemente en adicciones por sustancias, y el psicológico, donde se ejerce un aprendizaje por acondicionamiento y hay una serie de estímulos establecidos.

Problemas con Adicciones

La búsqueda de una droga inicialmente es una conducta guiada por un objetivo que luego tiene una recompensa, este tipo de aprendizaje asociativo es llevado a cabo por la región dorsomedial del estriado cerebral. Esta área se asocia al reforzamiento y el sistema de recompensa dopaminérgico.

Sin embargo, cuando la recompensa disminuye, la intensidad o deseo de buscar la droga disminuye. En los consumidores a largo plazo esta disminución de la recompensa no disminuye el deseo de búsqueda de la droga, puesto que paralelamente está ocurriendo otro proceso de aprendizaje en el cerebro, en este caso por condicionamiento.

Tras muchas repeticiones de la conducta, el consumidor acaba asociando la recompensa con lo que le rodeaba mientras la sentía, la habitación donde se drogaba, la persona con la que consumía, el sonido de quemar la droga, son incitaciones que adquieren el valor de estímulos condicionados, suficientes para inducir a la búsqueda de la droga.

Programa de 12 pasos

En Alcohólicos Anónimos por lo general se hace uso del PROGRAMA DE 12 PASOS para superar la adicción alcohol, pero este programa puede servir para casi cualquier adicción. Estos son los 12 pasos a seguir:

  1. Admitimos que éramos impotentes ante el alcohol y que nuestras vidas se habían vuelto ingobernables.
  2. Llegamos a creer que un Poder superior a nosotros podría devolvernos el sano juicio.
  3. Resolvimos confiar nuestra voluntad y nuestra vida al cuidado de Dios, según nuestro propio entendimiento de Él.
  4. Sin temor, hicimos un sincero y minucioso examen de conciencia.
  5. Admitimos ante Dios, ante nosotros mismos y ante otro ser humano la naturaleza exacta de nuestras faltas.
  6. Estuvimos enteramente dispuestos a que Dios eliminase todos estos defectos de carácter.
  7. Pedimos a Dios humildemente que nos librase de nuestras culpas.
  8. Hicimos una lista de todas las personas a quienes habíamos perjudicado, y estuvimos dispuestos a reparar el mal que les ocasionamos.
  9. Reparamos directamente el mal causado a esas personas cuando nos fue posible, excepto en los casos en que el hacerlo les hubiese infligido más daño o perjudicado a un tercero.
  10. Proseguimos con nuestro examen de conciencia, admitiendo espontáneamente nuestras faltas al momento de reconocerlas.
  11. Mediante la oración y la meditación, tratamos de mejorar nuestro contacto consciente con Dios y le pedimos tan sólo la capacidad para reconocer su voluntad y las fuerzas para cumplirla.
  12. Habiendo logrado un despertar espiritual como resultado de estos pasos, tratamos de llevar este mensaje a otras personas y practicar estos principios en todas nuestras acciones.

Adicciones en los Jóvenes

La adolescencia es una época especialmente sensible a experimentar nuevas vivencias, buscar nuevos retos que le acerquen a una mayor comprensión de sí mismo, pero por razones mal canalizadas buscan prácticas erróneas que tienen que ver con situaciones que puedan satisfacer sus necesidades, desde el llenar un espacio vacío, hasta adicciones a sustancias o comportamientos en diferentes tipos de escenarios, produciendo las más variadas adicciones, entre las más comunes tenemos:

El Alcohol

El consumo de alcohol es una de las mayores adicciones de los jóvenes en todo el mundo, la persona bajo el efecto del alcohol habla sin sentido, sus movimientos son inestables, adquiere mucha relajación, presenta falta de coordinación motora y reflejos lentos.

La Cocaína

La adicción a la cocaína es un riesgo inminente. las consecuencias físicas y mentales de esta sustancia derivan en daños irreversibles, como elevada presión sanguínea, respiración intensa, euforia, agitación, sensación repentina de gran bienestar o de fatal depresión.

La Marihuana

Tiene significativas consecuencias físicas y conductuales que no pueden pasar inadvertidas, ojos rojos, percepción alterada, boca seca, reducción de la concentración y la coordinación.

La Marihuana Genera Adicción
El uso prolongado de esta droga provoca cambios en el cerebro, estos cambios pueden ser tanto estructurales como funcionales. El abuso de la Marihuana puede comprometer severamente la motivación y el circuito cerebral ligado a la recompensa, donde la dopamina es el principal neurotransmisor.

El Internet

El adicción al internet es una de las acciones más comunes en los jóvenes, navegar en el universo virtual a través de diversos aparatos tecnológicos también pudiera representar una peligrosa adicción, su uso exagerado puede llegar a alterar a los niños y adolescentes de manera física y emocional. La ansiedad por no estar conectados en las redes sociales, juegos en línea, o acceso a buscadores, eleva la presión arterial, afecta las relaciones humanas y es causante de baja autoestima.

Cualquier tipo de adicción debe ser tratada con especial cuidado. Si notas cambios radicales en la conducta de tus hijos, la mejor alternativa será enfrentarlos y buscar ayuda de un especialista, te orientará a tomar las mejores medidas.

Adicciones a las Nuevas Tecnologías

En estos nuevos tiempos, los deseos están enganchados a la red, a la computadora o al móvil, no es extraño ver a la nueva tecnología como algo extraño y en algunas ocasiones no muy bueno, como en su momento la radio o la televisión. Las nuevas tecnologías no se libran de ello, y traen asociados problemas relativos a la intimidad, a la comodidad, al cambio en nuestra estructura cerebral, y además de ello, traen la fuerza para generar adicciones.

Lo siguientes factores influyen y favorecen la adicción a las nuevas tecnologías:

  • El producto: en este caso es abundante, barato y de fácil acceso. Se considera que es casi imprescindible para que el sujeto se pueda desarrollar de forma adecuada, se ha convertido en un instrumento y herramienta indispensable en cualquier hogar y centro escolar.
  • El entorno: favorecedor a través de las campañas publicitarias, hace que se vuelva muy comprensivo y tolerante ante estos dispositivos y los comportamientos que generan.
  • El sujeto: En él podemos encontrar toda una serie de factores que favorecen la tendencia y la dependencia hacia el producto con el que se va a establecer la adicción.

Síntomas de la Adicción a los Videojuegos en los Adultos

La adicción a los videojuegos en los adultos se refiere a las relaciones que se generan entre los jugadores, que comparten con los compañeros de juego los diferentes acertijos y habilidades que ayudan a superar pantallas o a resolver secretos. Este tipo de actividad señala el intento de socialización del sujeto, además de una actitud de compartir estrategias que le ayudan a resolver problemas.

Los hobbies han podido ser el refugio y han favorecido la organización psíquica del sujeto en algunos casos, y en otros han sido las trastiendas de cuadros psicopatológicos más o menos definidos, trayendo con ello una fuerte adicción.

En este sentido, existe una pequeña clasificación que intenta desvelar si se está o no en una adicción de esta naturaleza, el denominado uso normal o controlado, el considerado como uso problemático, moderado o con tendencia a la adicción y el uso adictivo, excesivo o severo.

En el consumo más dependiente podemos entrever una organización psíquica, donde destaca como el sujeto se ve alienado en su propia actividad, la conexión. La utilización de la nueva tecnología no le deja hacer su vida, sino que necesita de esta para sentirse completo, cuando se encuentra con ella, se confunde y se ve tan inmerso que pierda la capacidad de ocuparse de sí mismo.

Hay que tener en cuenta que el objetivo final del tratamiento no es la abstinencia, sino la reorganización de la personalidad, de tal forma que el sujeto se vea capaz de poder dirigir su propia vida y hacer elecciones saludables.

Adicción al Dinero

La relación con el dinero tiene muchas facetas, algunos parecen adictos a acumularlo, mientras que a otros les resulta imposible ahorrar para el futuro. Con nuevos estudios centrados en este punto, se encontró que ciertos cerebros reaccionan como lo harían a una droga, mientras que otros, como frente a un amigo. Algunos sugieren que el deseo de dinero se puede confundir, tener mucho dinero se traduce en poder comprar muchas cosas, es un sinónimo virtual del estatus, tanto que perderlo puede causar depresión e incluso suicidio.

En estos casos, en vez de tratar el dinero simplemente como una herramienta a ser sujetada con precisión, permitimos que penetre en nuestra mente y accione antiguas áreas emocionales de nuestro cerebro, en la mayoría de los casos con resultados imprevisibles.

El dinero parece poseer poder simbólico como recurso social, con él manipulas el sistema social para conseguir lo que quieres. Actúa sobre la mente como una droga adictiva, con poder de llevar a la persona al juego apremiante, al trabajo perturbador y a la adicción al consumo desmedido, activando los centros de placer del cerebro.

Para finalizar este temario de las adicciones, sabemos bien que todo en exceso hace daño, aunque el habito que tomemos parezca bueno. En caso de que el vicio haya tomado control total, lo que queda es buscar ayuda profesional y en la oportunidad que se presente reconocer la enfermedad y aceptarla, con el propósito de encontrar la luz después del túnel junto con el camino a la recuperación.

Para encontrar la felicidad en la vida solo hay que enfocarse en hacer cosas positivas, siempre viendo el camino desde un prisma marcadamente favorable, teniendo absoluto control de nuestra mente y emociones. Lograr la felicidad es una cuestión de buena actitud hacia todo lo que se emprenda.